Quisiera compartir una experiencia reciente y muy ilustrativa sobre los mecanismos de compensación.


Marchan al ritmo de su propio tambor...